La diferencia entre una y otra es que la ginecología se encarga del estudio, análisis y todo lo relacionado al aparato reproductor femenino, es decir, la vagina, tanto como enfermedades y sus respectivos cuidados y soluciones para tenerla siempre en óptimas condiciones.

La obstetricia tiene que ver con el cuidado y la prevención en el parto o embarazo, y todo lo que implica el monitorio postnatal. No sólo se encarga del cuidado antes de que nazca el bebe para que la madre y el hijo estén siempre sanos, sino que también una vez nazca, se le brinde la total asesoría para un mejor desarrollo y evolución de ambos.

Enfermedades comunes que analiza la Ginecología y Obstetricia

Estas son algunos problemas ginecológicos más comunes que puede pasar toda mujer al menos una vez en su vida, si no padeces de ninguna, felicidades!, tienes una gran salud en tu aparato reproductor.

  • Síndrome premenstrual: Aquellos problemas no sólo físicos sino también mentales y emocionales, que afectan su transcurrir diario tanto personal como social, a causa de los cambios endocrinos.
  • Preeclampsia: una madre que sufre esto, se puede ver totalmente saludable, pero la forma de analizarlo es con la proteina en la orina. Suele representarse como un aumento de peso 1 kg en uno o dos dias, o en la semana, así como también hinchazon en caras y manos.
  • Amenorreas: Es cuando la mujer no tiene menstruación, esto puede deberse a muchas causas y lo mejor es acudir a un ginecólogo especialista.
  • Diabetes gestacional: es cuando la sangre contiene un elevado nivel de azúcar durante los meses de gestación. Los síntomas no son tan visibles y ahí es donde está el riesgo, pues si se deja avanzar mucho, puede llegar a afectar el feto.
  • Toxoplasmosis: se trata de una grave infección por parásito que afecta a las mujeres en estado de embarazo, sólo ocurre una vez en toda la vida, ya después el cuerpo se repone y se vuelve más fuerte. La mayoría de estos casos son asintomáticos, por eso siempre es recomendable hacerte chequeos regularmente.
  • Dismenorrea: es el dolor durante la menstruación, aunque esto sea normal en algunas mujeres, en otras puede ser tan intenso que no les permita realizar actividades cotidianas normales. Existen muchos tratamientos avalados para ayudar a reducirlos.
  • Menopausia: Cuando la mujer ya no menstrua definitivamente, suele ocurrir en mujeres posterior a los 40 años, si sucede antes de esa edad, se denomina menopausia precoz.
  • Infertilidad: es la dificultar que tiene una mujer para convertirse en madre, hay algunas que no pueden tener hijos, y estos casos son bastante comunes. Pero la medicina ha avanzado tanto que esto se puede solucionar con las técnicas de reproducción asistidas y muchas otras más que están dando muy buenos resultados en la actualidad.

Estas fueron algunas de las más comunes que puede presentar una mujer, ya sea en su aparato reproductor, o en estado de embarazo. Existen muchas más, por eso es recomendable asistir a un ginecólogo especialista en Bogotá, o en cualquier parte de Colombia y que esté a tu alcance.